Ir a contenido

Mega-Gargant - WH Age of Sigmar: Sons of Behemat

Escribe una reseña
| ¿Tienes una pregunta?
Precio Original $ 4,205.00 - Precio Original $ 4,205.00
Precio Original
$ 4,205.00
$ 4,205.00 - $ 4,205.00
Precio $ 4,205.00
.

¿Necesita tu ejército necesita un poco más de... catapúm? ¿Quieres coleccionar una fuerza de Age of Sigmar como ninguna otra? Tal vez estés buscando embarcarte en tu mayor proyecto de pintura. En cualquier caso, es muy probable que necesites un Megagargante en tu vida, el monstruo más grande y quizás el más repelente de la historia de Warhammer Age of Sigmar. Este kit plagado de opciones te ofrece todo lo necesario para montar el Megagargante que elijas, tanto si reclutas a un mercenario para tu ejército como si despliega una hueste totalmente formada por Hijos de Behemat.

Con este kit puedes montar un Megagargante Comekrakens, un dedicado masticamonstruos disponible para cualquier fuerza del Orden o la Destrucción, o una de las dos variantes siguientes:

- El Pisaguerras: una bestia machacadora de infantería disponible para cualquier fuerza del Caos o la Destrucción.

- El Abrepuertas: un destructor de guarniciones disponible para cualquier fuerza de la Muerte o la Destrucción.

Una amplia gama de opciones, armas y poses te permiten personalizar tu Megagargante, además de ofrecerte un montón de ingeniosas piezas sobrantes para tu colección. Este kit consta de 129 piezas de plástico y viene con una peana redonda de 130 mm.

Los Pisaguerras líderes guerreros de la raza de los gargantes buscan toda su ansia la emoción y el estruendo de la batalla donde sea posible. Les encanta aplastar gente en el frente de batalla y desbaratar sus líneas, y cuando están en el meollo de la pelea, sus cargas son casi imposibles de detener.

Los Comekrakens son caprichosos y codiciosos invasores costeros ferozmente territoriales. Desafortunadamente, consideran que todo lo que pueden ver es su territorioy no dudarán en luchar con rabiosa indignación para conseguir todo el botín de guerra posible y llevárselo a su cubil.

Hoscos y siniestros, los Abrepuertas son más bola de demolición que Gargante, y disfrutan cruelmente machacando las fortalezas y ciudades de las razas civilizadas antes de aplastar a los supervivientes lanzándoles escombros. Para ellos, toda estructura es un buen blanco para su ira despreciable.